Tagged: Eudistas

ORDENACIÓN DIACONAL

JOSÉ RAFAEL HERNÁNDEZ GALLEGOS, CJM

IMG_1542

 

El pasado 12 de marzo del presente la Provincia de Colombia ha sido bendecida con la ordenación de un nuevo diácono de origen mexicano: José Rafael Hernández Gallegos, quien realizó sus estudios en la Casa de Formación Eudista “Ave Cor” en la Ciudad de México; y  actualmente se encuentra en actividad pastoral en Colombia.

 

El día 12 de marzo, el joven José Rafael fue ordenado diácono por Monseñor Jairo Jaramillo, Arzobispo de Barranquilla en la parroquia del Espíritu Santo de esta misma ciudad.

 

El nuevo diácono fue acompañado por los hermanos de comunidad, sus familiares, amigos, asociados eudistas, así como las Hermanas del Buen Pastor  y representantes de la familia eudista. Nos regocijamos con este nuevo servidor de la Iglesia y pedimos al Espíritu Santo que lo llene de sus carismas y dones para que pueda ejercer con “audacia e intrepidez”  su ministerio diaconal.

EL diácono José Rafael ejercerá su ministerio en el Seminario Valmaría, acompañando a los jóvenes filósofos; así como a los jóvenes que tienen la inquietud por la vida sacerdotal eudista.

 

IMG_9736

IMG_1463 

IMG_1541

IMG_1403

FIESTA DE FAMILIA

IncorporaciónEl jueves 26 de enero de 2016 la comunidad de Valmaría ha vivido una fiesta de familia: a las 6:00 de la tarde, nos congregamos en la capilla, para celebrar la Eucaristía presidida por el P. Carlos G. Álvarez, superior local, acompañado por un nutrido grupo de eudistas y toda la comunidad formativa.

Los jóvenes Andrés Felipe Ibáñez, Juan David Mazo y Carlos Mario Ayala firmaron el acta de ingreso a la Probación que marca el período inicial de la formación para la vida apostólica en comunidad.

José Rafael Hernández Gallegos, joven mexicano, hizo su compromiso de Incorporación a la Congregación de Jesús y María pronunciando la misma fórmula compuesta por san Juan Eudes para manifestar el deseo de configurar su vida con la de Cristo y su compromiso de vivir y morir en la Congregación renunciando a sí mismo para cumplir en todo la voluntad de Dios. Después de la firma del acta junto con todos los eudistas presentes fue acogido con alegría y fraternidad en el seno de la Congregación. José Rafael es el séptimo eudista mexicano en la CJM. Actualmente son cinco eudistas en la provincia de Colombia y dos en la provincia de América del Norte.Fiesta de Familia 4

Con alegría compartimos el mensaje del P. Carlos G. Álvarez en la homilía:

Nos reúne la Acción de gracias por tres jóvenes que inician su proceso de Probación y otro que lo termina y se entrega conscientemente para “vivir y morir en la Congregación”.

La Probación es un camino largo de experiencia y de prueba que le permite al candidato conocerse y gustar la experiencia de vivir en familia para ir asumiendo una misión de servicio en la Iglesia. Es también la oportunidad para la Congregación de presentar nuestra vida como el ingreso a una escuela de santidad para vivir como evangelizadores y formadores al servicio del reino y permitirle al Señor Jesús que se forme en cada uno y establezca su reino en el corazón.Fiesta de Familia 2

Al final del proceso viene la realidad de una alianza entre Dios y el eudista. Alianza de amor y de fidelidad. El libro de Samuel que hemos venido leyendo en estos días nos permite comprender mejor el sentido de esta alianza. David quería “construirle” una casa al Señor, pero es Dios quien le construye a él una casa. Con eso le está diciendo a David: “Ten en cuenta que no eres tú quien se quiere comprometer conmigo sino yo”. Esta alianza en una gracia y una bendición que tiene su iniciativa en Dios.

El Señor se fijó en nosotros y nos llamó. Nosotros somos sus siervos y estamos siempre a su servicio. El texto de hoy (2 Sam. 7,18-29) subraya siete veces que Dios es “el Señor”, siempre fiel y misericordioso, y ocho veces que David es su servidor. Esta realidad hay que asumirla en nuestra vida. Nuestro compromiso es con un Dios siempre fiel, “digno de fiar”, que nos conoce y nos ama, pero que espera de nosotros también la fidelidad y la entrega generosa a su servicio. Esto implica “edificar la vida” sobre la Roca fuerte, y san Juan Eudes nos propone cuatro fundamentos que debemos colocar a la base para lograr una madurez como eudistas y como cristianos: la fe – la lucha contra el pecado – el desapego – y la oración.

Quiero partir de ellos para indicar cómo hoy es difícil “ser eudista” de corazón, y proponerles a ustedes el reto de comprometerse a vivir en esta vocación a la santidad.Fiesta de Familia 5

Por la fe nos apropiamos de la mirada de Dios para ver y comprender todas las cosas con su propia luz y su propia mirada, dice san Juan Eudes. Pero en las circunstancias actuales y en medio de las luchas diarias y los problemas que surgen en nuestra vida, es más fácil tener una simple mirada humana. Actuamos a lo humano y no con la mirada de Dios; por eso tomamos decisiones inmaduras, infantiles, rápidas, que dejan tras de uno frustraciones, heridas y tristezas profundas.

El verdadero eudista hace el esfuerzo por adquirir una mirada creyente y forme en medio de la dureza y crueldad de los hechos diarios. Se pone los lentes de Dios y trata de asumir la historia y los acontecimientos de la vida con la mirada de Dios.

En segundo lugar, el eudista es aquel que toma conciencia de ser pecador y lucha contra las fuerzas negativas que tratan de apartarnos del amor a Dios y a los hermanos. Con todo, vivimos en una cultura donde se piensa que no hay pecado y brillan el orgullo, la vanidad, la mentira y la corrupción. Un eudista sabe que en su vida hay pecado y lucha contra él para poder conscientemente su alianza bautismal; pero rechaza, además, el pecado dondequiera que esté y en todas sus formas, lo que supone una fuerte dosis de sinceridad y de valentía. Sinceridad para desenmascararlo y valentía para enfrentarlo, pero siempre sin orgullo y con mucha humildad.

En tercer lugar, la renuncia o el desapego del mundo y de sus cosas, de uno mismo y hasta de Dios, dice san Juan Eudes. Pero vivimos en un mundo de apegos, de intereses personales, de dependencias y esclavitudes, de egoísmo. Construimos nuestra zona de confort y de ahí nadie nos puede mover. Somos esclavos de nosotros mismos y de nuestros intereses. Un eudista está centrado en Jesús: él debe ser el único objeto de nuestro espíritu y nuestro corazón; verlo todo en él, hacerlo todo para él, vivir todo en él. Juan Eudes nos propone “hacerlo todo por puro amor y para la gloria de Dios”.Fiesta de Familia 3

Por último, la oración como encuentro amoroso y diálogo permanente con el Señor que nos ama y dirige nuestra vida en toda circunstancia. Sin embargo, vivimos en un mundo de distracciones, de dispersión y de atafagos que nos impiden centrarnos en el fundamental y hacer del Señor el corazón de nuestra vida. El eudista es un hombre de oración, de diálogo simple y sencillo con su Dios, de amor intenso por todo lo que sea de Dios y para Dios.

Bienvenidos, pues, a esta aventura maravillosa. Que el Señor los bendiga siempre, los transforme y los consagre para él. Y que se sientan miembros activos de una familia que los acoge y espera de ustedes todo para el servicio del reino.

 

Fuente:http://www.padreseudistas.com/site/vida-comunitaria/noticias-comunitarias/362-fiesta-de-familia

CANONIZACIÓN DE SAN JUAN EUDES

90 ANIVERSARIO

San Juan Eudes fue canonizado el 31 de Mayo de 1925, en la solemnidad de Pentecostés, junto con San Juan María Vianey, por el papa Pío XI.

En la bula de canonización fue declarado “Padre, Apóstol y doctor del culto litúrgico a los Sagrados Corazones de Jesús y  María”.

Su estatua fue introducida a la Basílica de San Pedro a la  galería de los fundadores de los fundadores.

En la actualidad de familia eudista busca la causa del doctorado de San Juan Eudes para la iglesia, ya que su herencia espiritual sigue viva y es de gran riqueza para todo el Pueblo de Dios. Pedimos a Dios nos conceda esta gracia.

La homilía de su canonización la puede consultar en:

http://www.redalyc.org/articulo.oa?id=35514154018

¡La alegría que comunica el Resucitado!

Después de haber celebrado, exultantes de gozo con toda la Iglesia, la victoria de Cristo sobre el pecado y la muerte, hemos venido desde las diversas casas ubicadas a lo largo de la República: desde la fronteriza Ciudad Reynosa, de la capitalina Toluca, de la petrolera y turística Ciudad Madero, así como la ciudad patrimonio de la humanidad san Luis Potosí, también  del “pueblo mágico”: Lagos de Moreno; desde el corazón del estado Tamaulipas: Ciudad Victoria;  mencionando por último a las hermanas de los monasterios de la capital regiomontana: Monterrey.

Los ejercicios espirituales se realizaron desde el lunes 21 hasta el viernes 25 de abril. Más de medio centenar de religiosas nos dimos cita para meditar, orar y reflexionar en “el día en que actuó el Señor”, la octava de Pascua, siguiendo la escuela de san Juan Eudes, en la considerada “casa madre” de la Federación Mexicana de la Orden de Nuestra Señora de la Caridad del Refugio.

Fue una gran oportunidad para volver a encontrarse con Dios en el silencio, en la liturgia celebrada, en el compartir fraterno, en la belleza de la naturaleza y del clima propio en esta primavera: días calurosos, pero mañanas y noches frescas.

Nuestro retiro 2014 tuvo dos grandes momentos: en las jornadas matinales la prédica estuvo a cargo del padre diocesano, Juan Ángel Acosta, párroco de Corpus Christi en Monterrey, quien nos compartió algunas pautas y reflexiones a partir del documento “Alegraos, en el que el santo Padre Francisco reflexiona sobre el significado que tiene para la Iglesia la vida consagrada. ¡Fabuloso documento!

Por las tardes, la predicación la dirigió el eudista P. Sanín Dávila, responsable de la formación eudista en México, D.F. Desde los motivos que daba san Juan Eudes para vivir en “un retiro permanente” hasta las acciones concretas que se realizan para dar el valor y la dignidad a la mujer, intuición presente en el santo normando y que la Orden, hoy día continúa. ¡Cuánta actualidad el mensaje de nuestro padre fundador!

Hay que anotar, que nuestro apostolado y vida consagrada, se fundamentan en la comunicación del Buena Noticia que es Cristo Resucitado, que da vida nueva a la humanidad y que nosotras expresamos y detallamos en gestos de acogida, formación, valoración y promoción de las mujeres y niñas en alto riesgo de vulnerabilidad. “El amor no dice basta” y en esto, somos deudoras de la entrega generosa de Cristo, que nos amó sin medida.

A ejemplo de Jesús, que restituyó y dio un valor preeminente a las mujeres, marginadas en su época, pedimos al mismo Señor nos conceda hacer viva esta gracia de la cual somos participes.

Llenas las lámparas con el aceite, enriquecidas por la acogida fraterna, y el compartir con las hermanas, hubimos de volver a nuestras casas, buscando superar nuestras debilidades humanas, fortalecidas por las enseñanzas de san Juan Eudes, unidas por la oración en la misión y con la certeza que Dios nos ha llamado para continuar en la edificación del Reino.

 

Viva Jesús y María

Una religiosa de la Orden de Nuestra Señora de la Caridad

P. CAMILO BERNAL, SUPERIOR GENERAL, EN MÉXICO

En la comunidad local de México seguimos celebrando y trabajando en la visita del Superior General a México. sus actividades has sido muy variadas y con buenas espectativas para nuestra comunidad.

MIÉRCOLES 30 DE OCTUBRE

                       

El P. Camilo Bernal sostuvo entrevistas con todos los padres de la comunidad eudista en México para conocer como se encuentran y discutir con ellos los planes y proyectos para la comunidad en este país.

 

Al medio día, toda la familia eudista en México, Hermanas de la Caridad, de la Unión y de la Federación; Hermanas de Buen Pastor y la Congregación de Jesús y María nos reunimos en casa de nuestras Hermanas de la Caridad en la Ciudad de México para celebrar la eucaristía presidida por el Superior General, P. Camilo Bernal. Posteriormente convivimos toda la familia en una exquisita comida que fue preparada por nuestras Hermanas de la Caridad. En esta reunión se dejaron entrever varias ideas para que la familia eudista trabaje junta y proyecte más la espiritualidad de Nuestro fundador, San Juan Eudes. Proyectos que se afinarán con el aval de los y las superiores locales de cada comunidad.

 

En punto de las 20:00 hrs., el P. Camilo se reunió con el grupo de asociados eudistas para conocerlos, platicar con ellos sus inquietudes, sus proyectos y darles palabras de aliento para que el grupo de todo de sí siguiendo el ejemplo de San Juan Eudes. Además les recordó que los Asociados son parte fundamental en las obras de la Congregación recordando que nuestro fundador siempre se ayudó de ellos para pregonar la Buena Nueva en sus Misiones y obras.

JUEVES 31 DE OCTUBRE

 

El Padre Superior, en este día jueves, sostuvo entrevistas con los candidatos de la Casa de Formación Ave Cor, conociéndolos más, además de sus inquietudes y sus proyectos dentro de  la comunidad eudista. Momento importante para que los candidatos se identifiquen más con la comunidad y conocer, de mano del Superior, las expectativas que se tienen en los candidatos.

Por el medio día, el P. Camilo se reunió con todos los miembros incorporados de la comunidad para darle las conclusiones de su vista, así como dar orientaciones para el trabajo a realizar en la comunidad y exhortándolos a seguir trabajando arduamente en esta escuela de santidad que nos ha dejado San Juan Eudes.

 

Al caer la tarde, el superior tuvo un encuentro con los coordinadores de la Renovación Carismática de la Arquidiócesis de México, donde el P. Carlos Triana, eudista, es el responsable de dicho movimiento en la arquidiócesis. Fue un encuentro ameno que continuó con la celebración eucarística con miembros en general de la Renovación Carismática. En esta celebración se desbordó la alegría y el agradecimiento al Señor, Nuestro Dios, por todos los beneficios que ha dado a este grupo de renovación, así como por el acompañamiento que se le ha dado por parte de la congregación.

VIERNES 01 DE NOVIEMBRE

En este día, en la que propiamente ha terminado la visita canónica, el Padre Camilo ofició la eucaristía a los candidatos de la Casa de Formación Ave Cor recordándoles que san Juan Eudes los invita a su escuela de santidad, siguiendo el camino que Nuestro Señor Jesucristo nos ha dejado. Los alentó a seguir esforzándose por dar lo mejor de sí mismo para construir el Reino de Dios, además de invitarlos a ser testigos ante otros jóvenes para que se animen a seguir los pasos de nuestro fundador.

El Padre General, agradecido con nuestro Señor y con su madre, María Santísima, visitó a Nuestra Señora de Guadalupe, en su Basílica de la Ciudad de México para agradecerle todos los frutos de esta visita y orar para que todo camine según los designios de su Hijo, nuestro Señor Jesucristo.

En la comunidad de México seguimos pidiendo a Dios para que esta visita de nuestro Superior General traiga buenos frutos para la comunidad y se fortalezca la obra mexicana.

VISITA DEL SUPERIOR GENERAL A MÉXICO

VISITA DEL  SUPERIOR GENERAL  A MÉXICO

La Comunidad eudista en México nos encontramos de fiesta por la visita del nuestro Superior General a estas tierras mexicanas. El pasado lunes 28 de octubre arribó a la Ciudad de México para convivir con la comunidad local y tratar asuntos referentes a nuestro caminar en la Arquidiócesis de México.

El mismo lunes tuvo un encuentro con los padres y seminaristas de la Congregación. Un rato ameno en la comida para comenzar a conocer a aquellos que son nuevos en la comunidad y platicar de cómo le había ido en su viaje y ver las actividades que cubrirá en estos días de arduo trabajo que le esperan. Después de la convivencia inicial, el Padre General concelebró en la Parroquia de Nuestra Señora de Guadalupe, que es atendida por la Congregación. Su primer comentario fue que hubo mucha asistencia debido a la festividad de San Judas Tadeo, que en nuestra tierra es muy venerado.

Al terminar la celebración, el P. Carlos Triana, superior local en México, le invitó a cenar las delicias mexicanas, tacos al pastor; y aprovechar a tener la primera reunión sobre los asuntos pendientes en nuestra comunidad.

El martes 29 de octubre fue un día lleno de actividades para el P. Camilo Bernal, desde el alba acompañando a los seminaristas a las oraciones de la mañana, para posteriormente ir a un encuentro con el Sr. Cardenal Don Norberto Rivera Carrera, Arzobispo Primado de México y tratar los asuntos existentes entre la Arquidiócesis de México y la Congregación de Jesús y María.

Al terminar la entrevista con el Sr. Cardenal, se trasladó a la sede de la VI Vicaría de la Arquidiócesis para entrevistarse con el Sr. Obispo Don Crispín Ojeda, Obispo Auxiliar de la Arquidiócesis. Los comentarios a ambas entrevistas nos los hará saber en el plenario que se tiene planeado para el próximo jueves 30 de octubre.

Finalmente, este día martes celebró en nuestra parroquia de Santa María de Guadalupe, agradeciendo a Dios por los 15 años de estar presentes en dicha comunidad parroquial.

En la comunidad de México seguimos pidiendo a Dios para que esta visita de nuestro superior general traiga buenos frutos para la comunidad y se fortalezca la obra mexicana.

Encomendamos a Dios, nuestro Señor, todas las actividades que aún faltan por realizar en esta visita, para que las lleve a buen término.

Solemnidad del Sagrado Corazón de Jesús

 SOLEMNIDAD DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS EN MÉXICO

Este pasado lunes 21 de octubre del presente la comunidad en México de los Padres Eudistas, seminaristas, asociados y amigos nos reunimos para celebrar la solemnidad del Sagrado Corazón de Jesús. Fiesta instituida en la Iglesia por nuestro fundador, San Juan Eudes en 1672. Y celebrada, por primera vez, el 20 de octubre de ese año.

La celebración tuvo como marco la Iglesia de Santa María de Guadalupe, Atendida por la comunidad eudistas. En una concelebración muy concurrida, el P. Miguel Cervantes presidió la celebración acompañado de todos los padres eudistas en México. Recordándonos en su homilía que para san Juan Eudes el corazón es el amor y la caridad; que el Corazón admirable de Jesús es una hoguera de amor a su Padre, a su santa Madre, a su Iglesia y a cada uno de nosotros.

Como signo de entrega al Corazón de Jesús y al Corazón de María todos los presentes saludamos al Corazón de Jesús y María con la oración que el mismo San Juan Eudes escribiera: El Ave Cor. Una oración muy emotiva que se realizó a dos coros por toda la concurrencia.

EL DIVINO CORAZÓN DE JESÚS ES UNA HOGUERA DE AMOR A LA IGLESIA TRIUNFANTE, MILITANTE Y SUFRIENTE. (OE 551)

 

Este Corazón adorable es de verdad una hoguera del divino amor que esparce sus ardores en todas las direcciones, en el cielo, en la tierra y hasta en los infiernos, En el ciclo en la Iglesia triunfante, en la tierra en la militante, y en el purgatorio en la sufriente y, en cierto modo, en el infierno.

Si levantamos los ojos y el corazón al cielo, hacia la Iglesia triunfante, veremos un ejército innumerable de santos, patriarcas, profetas, apóstoles, mártires, confesores, vírgenes y bienaventurados. Todos esos santos son otras tantas llamas de la hoguera inmensa del Corazón divino del Santo de los santos. Porque el amor de ese Corazón los hizo nacer en la tierra, los iluminó con la luz de la fe, los hizo cristianos, les dio la fortaleza para vencer al demonio, al mundo, y a la carne; los embelleció con todas las virtudes, los santificó en este mundo y los glorificó en el otro: encendió en sus corazones el amor a Dios, colmó sus labios de sus alabanzas; ese amor es la fuente de todo lo grande, santo y admirable que hay en ellos. ¿Por eso si celebramos en el curso del año tantas fiestas en honor de esos santos cuánta solemnidad no merece el divino Corazón que es el principio de cuanto hay de noble y glorioso en todos ellos?

BEATOS MÁRTIRES EUDISTAS

Mártires Eudistas

02 DE Septiembre de 2013

Alegres y con gran orgullo, el pasado 2 de septiembre, la familia eudista en México celebramos la memoria de los beatos mártires eudistas, Francisco Luis Hebert, Francisco Lefranc y Pedro Claudio Pottier; quienes siendo fieles a las enseñanzas de San Juan Eudes entregaron su vida por el Señor en defensa de la Iglesia, aquel 2 de septiembre de 1792.

La celebración tuvo lugar en la Parroquia de Santa María de Guadalupe en punto de las 19:00 hrs. Estuvo presidida por el P. Sanín Dávila, quien nos motivó a seguir el camino de Jesús y no alejarnos de él, sino por el contrario seguir adelante a ejemplo de los beatos  eudistas que recordábamos.

Los asociados y amigos estuvieron presentes en esta celebración encantados de formar parte de esta familia eudista, de esta Escuela de Santidad, como diría nuestro santo fundador. Pues celebrar a estos beatos nos hizo recordar que todos aquellos que formamos la familia eudista estamos llamados, junto con toda la Iglesia, a ser santos y que tenemos ejemplos dentro de nuestra gran familia.

Como es costumbre después de la Eucaristía compartimos los alimentos, dándose un agradable ambiente en el que todos convivimos como hermanos que somos.

 

TOMA DE POSESIÓN DEL SUPERIOR LOCAL

NUEVO SUPERIOR LOCAL EN MÉXICO

P. CARLOS AUGUSTO TRIANA GONZALEZ

El pasado  miércoles 21 de agosto del presente año, celebrando la fiesta de San Juan Eudes, en la Parroquia de Santa María de Guadalupe, en la Ciudad de México se llevó a cabo la celebración eucarística para dar gracias a Dios por el nuevo superior local en México, el P. Carlos Triana.

En punto de las 19:00 hrs., la familia eudistas, sacerdotes, seminaristas, asociados, hermanas del Buen pastor, familiares y amigos de la congregación iniciamos con gozo la celebración presidida por el P. Carlos Triana. El entusiasmo se hizo presente al recibir a nuestro nuevo superior local, aunque también la nostalgia y el agradecimiento al P. Ulises Morales que dejaba el cargo a su hermano de comunidad.

El P. Carlos Triana y los padres eudistas presentes firmaron el documento para hacer constar de la toma de posesión, además de que los asociados eudistas de esta comunidad fueron testigos en el mismo documento firmándolo. Todos los presentes en la celebración fuimos testigos presenciales de tan emotiva celebración.

En su homilía el P. Carlos nos recordó los ideales de San Juan Eudes al fundar “la pequeña Congregación de Jesús y María”: la Formación y la Misión. Toda acción que realice la comunidad eudista debe ser en vista de estos ideales. Los sacerdotes al llevar a cabo su ministerio debe ser para la misión, al igual que los estudios que hacen los seminaristas deben ser en vista a su preparación para la misión. Cada uno de los miembros de la comunidad debe hacer lo que le corresponde y, así, llevar la tarea que se nos ha encomendado a cado uno, reiteró el P. Triana.

Al finalizar la celebración nos reunimos en el salón parroquial para degustar unos bocadillos y tener una primera reunión de la familia Eudista en México con su nuevo superior local.

¡FELICIDADES P. CARLOS!

¡GRACIAS P. ULISES!

CANTAMISA DEL P. MIGUEL CERVANTES

CANTAMISA

P. MIGUEL CERVANTES SANTAMARÍA

         

El 16 de agosto del presente año, un día después de la ordenación del P. Miguel Cervantes Santamaría, nos reunimos nuevamente la Familia Eudistas, Familiares y amigos del neopresbitero para ser testigos de su Cantamisa. El gozo de tan dichosa celebración se hacia presente en cada uno de los asistentes. Los hermosos cantos que invitaban a la meditación y a la entrega al Señor hicieron más emotiva la celebración.

La Capilla de San José Obrero de la Ciudad de la Paz fue el lugar idóneo para la primer misa de nuestro hermano el P. Miguel, con invitados tan especiales como Mons., Miguel Ángel Alba, Obispo de la Diócesis de la Paz, y los Padres combonianos, que atienden de ordinario dicha capilla y, por supuesto, de los Padres Eudistas.

El P. Miguel celebró con gran entusiasmo la Eucaristía dando gracias a Dios por el don del sacerdocio que le ha otorgado. Además de agradecer a la Congregación de Jesús y María por saber orientar su vocación y ser la casa en la que servirá al Señor como Pastor de Almas.

  

En esta ocasión el P. Amadeo Pedroza, CJM; dirigió unas breves palabras al neopresbitero, para después darle oportunidad al Sr. Obispo Miguel Ángel de hacer lo propio. De una manera muy familiar y cercana a todos nosotros Monseñor se dirigió a todo0s los feligreses presentes exhortándonos a seguir a Jesús en nuestro propio llamado, además de reconocer el camino que el P. Miguel había tenido que pasar para llegar a ese momento que celebrábamos.

Al finalizar la misa, hubo un homenaje para P. Miguel entre una rica cena típica mexicana, mole, tamales, agua de frutas; y bailables para disfrute de todos.

 

¡Felicidades P. Miguel!